Aseguran que la segunda ola ya está en la Argentina y «se acercan 3 semanas claves»

La ministra de Salud, Carla Vizzotti, aseguró este martes que «la segunda ola ya es un hecho» y anticipó que se anunciarán medidas para «lograr algo que es muy concreto, que son tres semanas de un esfuerzo más grande para poder vacunar a los que tienen riesgo de morir».

En conferencia de prensa en la Casa Rosada, la funcionaria nacional subrayó: «El sistema de salud no es el mismo de marzo de 2020. Hay un 50% más de camas de terapia intensiva y mucha más experiencia en el virus, pero hay un equipo de salud muy cansado. Así que cada caso que evitemos va a ser muy importante».

«Tenemos tensión en algunas regiones en el sistema de salud», señaló la funcionaria. Y agregó: «El esfuerzo que tenemos que hacer en las próximas tres semanas es para cubrir a la población que tiene más riesgo: necesitamos bajar la transmisión para vacunar a esa población. De todos modos, aunque se vacune mucho, hay que seguir cuidándose, porque no se interrumpe la transmisión viral y el efecto de la vacuna tiene un tiempo».

Según datos que difundió el propio Ministerio, la cantidad de municipios que la semana pasada estaban en una «zona roja» de acuerdo al nivel de contagios era de 45, mientras que esta semana ese número se duplicó.

Además, explicaron que las ciudades afectadas contemplan a 25 millones de personas, lo que representa más de la mitad de la población del país en zonas de riesgo de alta contagiosidad.

Vizzotti explicó que con la campaña de vacunación «no se busca interrumpir la circulación viral, sino bajar la mortalidad».

En este contexto, la titular de la cartera sanitaria reiteró la necesidad de cumplir las recomendaciones para prevenir contagios de COVID-19: «Respetar la distancia, el lavado de manos. Ambiente ventilado, tiene haber corriente de aire, aunque haga frío ahora en invierno. No subestimar los síntomas».

«La mayoría de nuevos contagios no se origina en lugres con protocolo», indicó y remarcó: «Cuando estamos en un lugar familiar, de más confianza, con amigos, con familia, esa defensa, esa atención baja y disminuyen los cuidados, sobre todo en un ámbito social de mucha más distensión, en lugares cerrados, durante mucho tiempo, sin cumplir las medidas de distancia, ventilación y barbijo. Las fuentes de contagio son las reuniones sociales».