Contuvieron el fuego en Córdoba pero crece el temor por el clima

El incendio en Córdoba se encontraba hoy contenido en un 70%, según informaron desde Defensa Civil, aunque había alerta por la posibilidad de fuertes vientos. Los bomberos continuaban trabajando este jueves en las zonas con llamas de las localidades de Potrero de Garay e Intiyaco y según se informó, hasta el momento se habían quemado unas 80 viviendas.

El meteorólogo Marcelo Maledón indicó que se esperaban ráfagas de hasta 40 kilómetros por hora, tiempo seco y sin lluvias para los próximos días. .

“Se sigue trabajando con una gran cantidad de efectivos, unos 390 en lo que es San Clemente, Potrero de Garay e Intiyaco”, comentó Diego Concha, director de Defensa Civil de Córdoba. Y agregó: “Ha habido una rotación del viento, en lo que es la zona entre San Clemente y Potrero de Garay. Por suerte, un 70% del incendio está contenido, así como en la zona de Intiyaco. Tenemos que tener en cuenta que estamos hablando de una zona donde hay muchas forestación y un perímetro realmente muy tenso e inestable”.

En tanto, el ministro de Seguridad provincial, Alfonso Mosquera, habló sobre los operativos para combatir el fuego y dio detalles de las causas judiciales que se iniciaron para poder establecer si los incendios fueron intencionales. “Van a operar los cuatro aviones hidrantes de la Provincia, sumado a los dos helicópteros y otros medios”, señaló, y agregó que desde Nación se comprometieron a enviar dos aviones hidrantes y un helicóptero para colaborar.

Además, Mosquera sostuvo que “los incendios están en manos de los fiscales de instrucción (Alejandro) Carballo, y (Diego) Fernández. Son incendios explosivos, ligados al cambio climático, lo vemos en otras partes del mundo“.

Según confirmaron fuentes judiciales, las Fiscalía de Instrucción de Alta Gracia y Río Tercero iniciaron de oficio actuaciones sumariales en el Destacamento Policial de Potrero de Garay para establecer las causas del incendio, que se expandió hacia la localidad de Potrero de Garay y afectó a viviendas y otros bienes públicos y privados.

En tanto, en la zona de Calamuchita son alrededor de 2.500 las hectáreas afectadas por el fuego, pero no hay civiles ni bomberos lesionados. En esa zona, personal de la fiscalía está realizando tareas investigativas tendientes a determinar si existen responsables en el inicio del fuego.

Según el último reporte de Manejo del Fuego, en la provincia de Córdoba desde el 1 de enero hasta el 8 de agosto pasado se quemaron unas 463 hectáreas.