Histórico: prisión perpetua para el padre de Sathya Insaurralde

Este viernes, la Cámara Tercera del Crimen de Córdoba condenó a prisión perpetua a Walter Insaurralde por el abuso reiterado y posterior suicidio de su hija Sathya Insaurralde.

Se trata de un pastor evangélico de Villa El Libertador, acusado de haber abusado sexualmente de su hija desde que ella tenía 8 años hasta sus 14. Fue encontrado penalmente responsable de los delitos de abuso sexual seguido de muerte con promoción a la corrupción de menores de 18 años, agravada por el vinculo y medio intimidatorio. El hombre deberá pasar 35 años en prisión.

En enero de 2020, la joven Sathya finalmente se quitó la vida a sus 19 años, luego de una larga depresión por los ataques ejercidos por su progenitor. Y poco antes de finalizar el juicio, la madre de Sathya, Nancy Monjes falleció producto de la enfermedad de Wilson y de un cáncer de hígado.

Es considerado un fallo histórico debido a que es la primera vez que se responsabiliza a un violador por el suicidio de su víctima.